Pancho Ibañez, testigo privilegiado de la consagración de Juan Manuel Fangio en 1951

Estuvo presente en Pedralbes y le entregó al Chueco la copa por la victoria que le permitió conseguir su primer cetro en la Fórmula 1.

¡Automundo también en GOOGLE NEWS!

“Que entregue la copa el niño”. La voz del locutor estremeció a la multitud que estaba esperando que Juan Manuel Fangio fuese coronado como el nuevo campeón de la Fórmula 1. Era 28 de octubre de 1951 y el niño en cuestión no se imaginaría que aquella experiencia marcaría buena parte de su vida. Aunque en realidad no es de extrañar porque como él mismo siempre dice, “todo tiene que ver con todo”…

“Recuerdo muy bien aquel día. Yo tenía 7 años y había asistido a aquella competencia porque mi padre, Adolfo Ibañez, era cónsul en Barcelona. La noche anterior Fangio y González habían ido a cenar al consulado y alguien dijo que a mi me gustaban los autos y le dijeron a mi padre que me podía llevar al circuito”, le cuenta Juan Francisco Ibáñez Echeverría, más conocido como Pancho Ibañez, a Automundo…

Juan Manuel Fangio España 1951 1“Evidentemente, fue algo que me marcó porque me acuerdo de todo, incluso del olor de los fardos de pastos que usaban de defensas porque no había guard-rails. También tengo muy presente el ruido que hacían los Talbot, que era realmente espantoso. Nada comparado con los de los Alfa Romeo y las Ferrari, que eran otro zumbido más fino”, rememora.

El destino quiso que aquella no fuera la única experiencia de Pancho Ibañez con la Fórmula 1. Dos décadas después volvió al paddock de la Máxima como enviado de un medio holandés y llegó a compartir innumerables charlas con grandes pilotos de la categoría como Jackie Stewart, Jochen Rindt, Emerson Fittipaldi y, por supuesto, Carlos Alberto Reutemann.

Pancho Ibañez“Me alegra que el destino me haya puesto aquel 28 de octubre de 1951 en el circuito de Pedralbes y que mi mente haya prestado atención a todas esas cosas que sucedían porque podría haber sido un niño que se aburría de ver esos coches dando vueltas y que le molestaba el ruido. Gracias a Dios esos recuerdos siempre estuvieron ahí y alimentaron algo que después fue mi profesión”, explica a modo de epílogo el famoso presentador de TV.

Y sí… Porque como siempre dice Pancho Ibañez, “todo tiene que ver con todo”.

Contenido relacionado
Ads

Diego Durruty

Periodista con 30 años de trayectoria. Trabajó en las revistas CORSA, El Gráfico, Coequipier y SóloTC, en los sitios de Internet SportsYa!, e-driver.com y kmcero.com y en las radios Rock&Pop y Vorterix.com. Realizó coberturas del rally Dakar para la agencia alemana dpa. En la actualidad conduce Dos Tipos Audaces, columnista en el programa MundoSport (AM Splendid) y en Surf&Rock FM.  También es docente en DeporTEA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior
EnglishSpanish
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad

Adblock Detectado

Considere apoyarnos deshabilitando su bloqueador de anuncios