El circuito de Jeddah en la mira: fascinante, pero peligroso…

Aunque los pilotos de la Máxima consideran que el escenario del primer Gran Premio de Arabia Saudita es bonito para conducir, también destacan su peligrosidad.

¡Automundo también en GOOGLE NEWS!

Después del primer día de actividad del Gran Premio de Arabia Saudita de la Fórmula 1, los pilotos de la Máxima pudieron dar su opinión sobre el callejero de Jeddah, un circuito de 6.174 metros que está encerrado entre muros y es extremadamente veloz, pese a tener 27 curvas. Admiten que su velocidad lo hace atractivo, pero también peligroso.

Los 250 km/h de promedio a los que llegó el inglés Lewis Hamilton (Mercedes) para dominar las dos sesiones de entrenamientos del viernes dejan al trazado saudí como el segundo más rápido del calendario detrás de Monza (Italia), donde se alcanza una media de 260 km/h.

Jeddah
Foto: Sam Bloxham / LAT Images.

La secuencia de cuervas veloces no perdona los excesos. Así quedó expuesto con el accidente del monegasco Charles Leclerc (Ferrari) en la segunda tanda del viernes. Pisó de más el piano interno de la curva 22, perdió el control de su auto y terminó estampado contra el paredón.

“Es un circuito rápido, increíblemente rápido y con mucho agarre también. Pero es muy bonito. Una vez que tomas el ritmo es una pista preciosa”, afirmó Hamilton, quien igual mostró su preocupación por el tráfico que se genera cuando otros autos levantan para enfriar las gomas. “Se va a tanta velocidad que cuando los alcanzas estás un poco en una zona de peligro”, alertó.

Jeddah
Foto: Scuderia Ferrari Press Office.

Algo similar opinó el español Carlos Sainz (Ferrari). “Las curvas ciegas son un problema cuando tú estás en vuelta rápida y otro coche está en una vuelta de enfriamiento porque la diferencia de velocidades es enorme. Tenemos que estar súper concentrados incluso cuando no estamos atacando. Esta pista que da muy poco margen de error”, dijo.

“Es una pista muy peligrosa”, afirmó el francés Pierre Gasly (AlphaTauri). “Es muy, muy rápida y es muy complicada porque hay muchas curvas de alta velocidad. Se siente mucha adrenalina dentro del coche, pero es bastante agradable de conducir”, admitió.

Jeddah
Foto: Sam Bloxham / LAT Images.

Al referirse al tráfico en la pista explicó: “Se torna en algo muy peligroso porque hay diferencias de velocidad bastante grandes y eso provoca que te lleves unos cuantos sustos”.

Mientras que el británico Lando Norris (McLaren) fue más descriptivo: “Es un circuito muy difícil, en especial el primer sector: si parpadeas en el momento equivocado, te vas contra el muro. Es difícil concentrarse tanto y durante tanto rato a la velocidad que vamos, pero es divertido”.

Jeddah
Foto: LAT Images.

El circuito de Jeddah fue construido por Tilke Engineers & Architects, compañía que se ha encargado de construir y remodelar varias pistas del calendario de la F.1 El proyecto estuvo a cargo de Carsten Tilke, hijo del celebre arquitecto Hermann Tilke.

Para emplazar el trazado se eligió una zona turística conocida como Corniche utilizando un boulevard y un enorme estacionamiento. Esto permitió tener combinaciones de curvas rápidas, algo que no es posible en otras pistas urbanas donde lo normal es tener ángulos de 90 grados por usar calles como parte del diseño.

 

Contenido relacionado
Ads

Automundo

Automundo es el blog sobre noticias de la industria automotriz, el deporte motor y la cultura fierrera. Director: Diego Durruty.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior
EnglishSpanish
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad

Adblock Detectado

Considere apoyarnos deshabilitando su bloqueador de anuncios