Si uno se capacita, siempre gana

La formación nos permite estar cerca de personas que tienen mayor experiencia y comparten todos sus conocimientos para lograr el máximo del potencial en el menor tiempo posible.

Siguiendo la línea de lo que compartíamos en nuestro último artículo, nos gustaría profundizar aún más en el concepto de la formación como base para lograr el mejor resultado en el menor tiempo.

Hay muchas formas en las cuales uno puede llegar y desempeñarse en el mundo motor, pero ninguna garantiza el éxito ni los buenos resultados. Sin embargo, sí hay una fórmula que no falla nunca: si uno se capacita, siempre gana.

Ganamos en tiempo, ganamos en costos, ganamos en técnica, en preparación y, fundamentalmente, ganamos como individuos. La formación nos permite estar cerca de personas que tienen mayor experiencia y comparten todos sus conocimientos para lograr el máximo del potencial en el menor tiempo posible.

Alberto Canapino
Agustín junto a su padre Alberto y Guillermo Cruzetti.

En el momento en el que comprendemos esto, comenzamos un camino de progreso permanente, donde el único límite será hasta dónde uno quiere llegar. Como habitualmente nos gusta hacer, aprovechamos ejemplos reales para darle imagen a este concepto.

Agustín Canapino no solo se apoya en el equipo conformado por su padre Alberto, sino además se rodea de personas que generan importante diferencia en los diversos espacios que hacen a un equipo de competición. En el área técnica y en telemetría, por ejemplo, cuenta con la experiencia de Guillermo Cruzzetti.

Si nos vamos al espectro internacional, Valentino Rossi no para de entrenar, de formarse y de capacitarse cada temporada. Pese a sus 39 años, disfruta cada vez más de practicar su deporte y siempre encuentra un espacio donde poder continuar mejorando.

El mundo motor puede ser muy solitario y egoísta o puede ser un espacio donde, rodeándonos de las personas adecuadas, se transforma en el lugar ideal para desempeñar una pasión. Siembre trabajando de manera permanentemente para lograr una mejor continua, pero también disfrutando del proceso, independientemente del resultado obtenido.

Así como nadie pone en duda que cuantas más vueltas giremos en una pista, mejor funcionaremos, cuantas más personas con experiencia genuina y dispuesta a compartirla nos rodees, mayor será el aprendizaje y eso aumentará nuestro potencial.

Ads
Patronelli 728×90

Esteban Del Río

CEO y fundador de Desafío Motor, el programa de formación de pilotos más importante de Latinoamérica. A medida que los participantes superan las etapas del programa de formación, se enfrentan a desafíos mayores en cada una de las áreas evaluadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior

Adblock Detectado

Considere apoyarnos deshabilitando su bloqueador de anuncios