Carlos Reutemann, el rey de Mónaco

El 18 de mayo de 1980, el santafesino logró su único triunfo en el Principado y rompió una racha de 21 carreras sin victorias en la Máxima.

Después de aquella seguidilla de triunfos con Ferrari entre 1977 y 1978, que le permitió subir cinco veces al escalón más alto del podio con la Scuderia, Carlos Reutemann no había conseguido ganar un Gran Premio de Fórmula 1.

En Lotus, equipo al que el santafesino llegó en 1979 tras su alejamiento del team de Maranello, solo pudo lograr dos segundos puestos como mejor resultado en los GP’s de Argentina y España. El séptimo puesto final en el campeonato era el fiel reflejo de que había arribado a la estructura de Colin Chapman en un mal momento pese al grandioso antecedente de título del año anterior con el estadounidense Mario Andretti.

Reutemann optó por pegar el volantazo y encaró la temporada de 1980 con Williams, el único equipo que había logrado hacerle sombra a Ferrari, que en el ’79 hizo doblete con el sudafricano Jody Scheckter y el canadiense Gilles Villenenuve.

Carlos Reutemann Gran Premio de Mónaco de 1980
Reutemann no logró buenos resultados en las primeras carreras con Williams.

El torneo no comenzó bien para el argentino. Abandonó en Argentina por problemas en el motor y en Brasil, por problemas de caja. Al que sí le fue bien fue a su compañero, el australiano Alan Jones. Ganó en Buenos Aires y terminó tercero en Interlagos. Esos 13 puntos le permitieron marcharse de Sudamérica con el primer puesto del torneo.

La cosa pareció enderezarse para el Lole en Sudáfrica con un quinto lugar, pero una nueva deserción por un problema mecánico en el GP de Estados Unidos del Oeste le hizo darse cuenta que sería difícil luchar por el título. Con cuatro fechas disputadas estaba 13° en el certamen con solo dos puntos contra los 18 del francés René Arnoux (Renault) y el brasileño Nelson Piquet (Brabham), quienes ahora estaban arriba de las posiciones.

En Zolder, Bélgica, Reutemann se redimió. Logró su primer podio en Williams y el 30° en su campaña deportiva al finalizar tercero en la carrera que ganó el galo Didier Pironi (Ligier), quien se había anotado su primer éxito en la categoría.

Y así se llegó al 18 de mayo, escenario del mítico Gran Premio de Mónaco. Una carrera en la que tenía como mejores resultados dos terceros puestos, los conseguidos en 1977 con Ferrari y en 1979 arriba de un Lotus.

La segunda posición lograda en la clasificación le demostró a Reutemann que tenía un buen medio mecánico como para aspirar al triunfo. Había quedado a 69/100 del poleman Pironi y le había sacado 320/100 a Jones, que lideraba la segunda fila de la parrilla.

El tremendo accidente de la largadada. El que está en el aire es Daily.

En la largada los líderes mantuvieron su posición tras una partida tranquila, aunque eso no ocurrió en la mitad del pelotón en la que un accidente en cadena dejó fuera de carrera a al irlandés Derek Daly (Tyrrell), al italiano Bruno Giacomelli (Alfa Romeo) y los franceses Jean-Pierre Jarier (Tyrrell) y Alain Prost (McLaren).

Antes de cumplirse el primer giro, Jones superó a Reutemann y se convirtió en el nuevo escolta de Pironi. El trío se mantuvo así hasta la 25ª vuelta cuando el australiano ingresó a boxes y desertó por problemas en la transmisión. El argentino aprovechó el incidente para ascender al segundo lugar y ahí comenzó a presionar al galo.

Carlos Reutemann Gran Premio de Mónaco de 1980
Reutemann tomó la punta de la carrera a una veintena de giros para el final.

En la última parte de la competencia la lluvia le agregó tensión a la lucha por la victoria. Sin embargo, no hubo cambios de neumáticos y todos siguieron con los slicks. A esa altura, Pironi hacía un esfuerzo descomunal para sobreponerse a los problemas de la caja de cambios. Mientras la pista estuvo seca el piloto de Ligier sostuvo la palanca firmemente con una mano para evitar que el cambio saltara; mientras que con la otra controlaba el auto. Con la pista resbaladiza por el agua eso se hizo imposible de hacer y terminó contra el guard-rail…

Así, en el giro 54°, Reutemann se convirtió en el líder del GP. Pero mantenerse en la vanguardia no le fue fácil. También comenzó a sufrir con la caja de cambios y a eso se sumó una complicada visibilidad por la lluvia y por el visor de su casco manchado por aceite. De hecho, en varias oportunidades se lo levantó para poder ver mejor.

“Apreté los dientes. Estaba primero, pero no podía permitirme el menor error. Mi visor tenía aceite. No sabía quién me lo había tirado. ¿Jones o Pironi? Empecé a sentir dura la tercera marcha, la segunda… Levanté el visor para poder ver mejor los lugares donde había más agua… El jueves había tenido problemas con la tercera marcha; la habían abierto y no encontraron nada. El sábado, de nuevo. Y ahora… Veía que mi cubierta trasera izquierda no se gastaba como yo quería, pero… cada vez faltaba menos. Cuando más llovía veo que levantan la bandera a cuadros”, rememoró Lole en el libro Los días de Reutemann de Alfredo Parga.

Carlos Reutemann Gran Premio de Mónaco de 1980
El Lole saluda a la Princesa Grace Kelly.

Los argentinos siguieron la hazaña por ATC (hoy, TV Pública) y quedaron emocionados por el triunfo y el relato del recordado Héctor Acosta, que ni bien le bajaron la bandera final al santafesino estalló en un llanto que le impidió seguir hablando.

Aunque Reutemann no volvió a ganar en lo que restó de la temporada, entró en la zona de puntos en los siguientes GP’s y en otras seis ocasiones subió al podio. Eso le permitió finalizar tercero en el campeonato que ganó Jones. Un resultado que, en definitiva, fue el presagio del gran año que tendría en 1981…

GRAN PREMIO DE MÓNACO DE 1980

POS PILOTO EQUIPO VTAS. TIEMPO/DIF
1 Carlos Reutemann Williams 76 1h55m34s365
2 Jacques Laffite Ligier 76 1m13s629
3 Nelson Piquet Brabham 76 1m17s726
4 Jochen Mass Arrows 75  1 vta.
5 Gilles Villeneuve Ferrari 75  1 vta.
6 Emerson Fittipaldi Fittipaldi 74  2 vtas.
7 Mario Andretti Lotus 73  3 vtas.
8 Riccardo Patrese Arrows 73  3 vtas.
9 Elio De Angelis Lotus 68  Accidente

PROMEDIO: 130,677 km/h. RÉCORD DE VUELTA: Reutemann, en la 40° , 1m27s418 a 136,393 km/h.

Ads
Patronelli MotorStore 728×90

Diego Durruty

Periodista con 30 años de trayectoria. Trabajó en las revistas CORSA, El Gráfico, Coequipier y SóloTC, en los sitios de Internet SportsYa!, e-driver.com y kmcero.com y en las radios Rock&Pop y Vorterix.com. Realizó coberturas del rally Dakar para la agencia alemana dpa. En la actualidad conduce Dos Tipos Audaces, un magazine de autos que se emite los martes de 18 a 19 por RadioArroba.com; es editor de motorsport en Red Bull Argentina, columnista en el programa MundoSport (AM Splendid) y en Surf&Rock FM.  También es docente en DeporTEA. Ahora lo podés leer en su blog: automundo.com.ar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior

Adblock Detectado

Considere apoyarnos deshabilitando su bloqueador de anuncios